Sintomas 1 mes embarazo! Y aquí es donde se complica el panorama pues, durante los primeros meses de embarazo es donde aparecen la mayor cantidad de síntomas en las embarazadas, siendo mucho más intensos y frecuentes justamente entre el tercer y segundo mes, entre ellos podemos ver:

Náuseas y vomito

Es uno de los síntomas más comunes en el embarazo, presentes normalmente entre la 6ª y la 12ª semana de gestación, pero hay mujeres que incluso presentan cambios en el primer mes de embarazo. Estas nauseas suelen desaparecer en el segundo trimestre de embarazo, siendo el primer trimestre uno de los más fuertes y agitados en relación a la cantidad de cambios que presentan las embarazadas.

Algunas veces las náuseas son tan intensas que la mujer suele perder peso por la falta de apetito, por lo que es recomendable visitar a un médico para que controle este tipo de situaciones.

Estreñimiento

Este síntoma suele aparecer en el tercer mes de embarazo y es producto del aumento de la producción de la hormona progesterona que hace que algunos órganos y tejidos en el organismo queden más sueltos, siendo los intestinos uno de los órganos que sufre esta acción, quedando con una menor capacidad de contraer y con dificultad de mantener el tránsito intestinal de manera normal, siendo entonces, uno de los síntomas más comunes en las mujeres embarazadas.

Hinchazón abdominal

Suele aparecer al tercer mes de embarazo, sin embargo, dependerá del tipo de persona que se trate. Existen algunas mujeres que comienzan a ver cambios en su vientre sino hasta el 4to o 5to mes de embarazo. Por otro lado, algunas embarazadas pueden notar una ligera hinchazón en el abdomen aun cuanto el feto es muy pequeño para producir una importante expansión del útero, ocurriendo como una especie de preparación del cuerpo para soportar el crecimiento uterino que se aproxima al momento del parto.

Frecuentes ganas de orinar

Esta clase de síntoma suele aparecer durante el segundo mes de embarazo, en el que la embarazada comienza a sentir unas ganas increíbles de orinar cada vez con mayor frecuencia y en horarios completamente irregulares, incluso en horas de la madrugada.

¿Por qué sucede esto? Pues, en las primeras semanas, la capacidad de la vejiga reduce debido al relajamiento provocado por las hormonas generadas en el embarazo. Este síntoma se incrementa al final del embarazo y es que, gracias al tamaño del feto, la vejiga se comprime reduciendo así la capacidad de almacenamiento, produciendo estas increíbles ganas de orinar que tanto caracterizan a las mujeres.

Este tipo de síntoma ocurre casi en el 100% de las embarazada y es uno de los pocos que dura hasta el final del embarazo. Sin embargo, debes estar atenta a que esta orina no sea irregular, siendo más oscura o produciendo algún tipo de ardor, pues podría tratarse en este caso del algún tipo de infección urinaria.

Antojos irregulares

Estando mucho más presente a partir del segundo mes de embarazo, siendo uno de los síntomas más recurrentes En las embarazadas. Lo curioso de estos deseos alimenticios es que suelen ser muy distintos a los que normalmente tienes, y aparecer con una mayor frecuencia. Puede hacer incluso que las mujeres vegetarianas, sientan antojo de comer carne, o que las frutas que anteriormente aborrecías, ahora quieras comerlas todo el tiempo.

Igualmente, una mujer embarazada puede presentar aversiones a ciertos alimentos y olores que anteriormente toleraban con tranquilidad, produciendo incluso fuertes nauseas a aquella comida preferida que tanto le gustaba consumir los fines de semana con nada más olerla.

Cambios de humor

Quizá uno de los más frecuentes y aborrecidos por las parejas, apareciendo durante el primer trimestre de embarazo, donde la embarazada pareciera presentar trastornos de bipolaridad, pero no, son ¡hormonas!, si, esas que te hacen llorar incluso cuando ves una película que antes no te producía nada, o cosas tan insignificantes que podrían causarte una crisis de llanto anormal.

Las variaciones en el humor también suelen ser muy comunes, yendo de la alegría a la tristeza en un abrir y cerrar de ojos, tal como un bebé o de la simpatía a momentos de mal humor con cualquier cosa que les menciones de un momento a otro, llevándolas a veces a tomar decisiones completamente inesperadas.

En definitiva, las embarazadas presentan una increíble cantidad de síntomas sobre todo en los primeros meses de embarazo, pero que variaran dependiendo del tipo de embarazo y persona que se trata, contribuyendo además la actitud con la que afrontes esos increíbles 9 meses de espera de tu bebé.  Existen mujeres que incluso no llegan presentar síntomas antes del parto más allá del crecimiento del abdomen, pechos y las ganas de orinar y que con una actitud increíblemente positiva pueden pasar desapercibidas por esta etapa.